Cómo responder ante las críticas y comentarios negativos

El manejar las críticas o los comentarios negativos de la genta a veces resulta un poco difícil y no sólo eso sino que si no podemos responder efectivamente puede hacer que nos mantengamos en un estado de humor negativo y hasta que afecte tu autoestima pues esas críticas o comentarios siguen dándote vueltas en la cabeza y los integras con los tuyo propios.

El día de hoy vamos a hablar de algunas técnicas que te ayudarán a manejar esas críticas o a las personas que siempre tienen una opinión y por lo regular tiende a ser negativa. Son consejos y técnicas de terapia cognitivo-conductual que no sólo te ayudará a tener más confianza a responder ante situaciones negativas, te ayudará a conservar un equilibrio emocional y hasta tendrá repercusiones en tu nivel general de autoestima.

Las críticas

Tendemos a pensar que hay críticas buenas y constructivas pero lo cierto es que en cuestión de comentarios que califican tu comportamiento y a ti mismo, aún cuando sean con la mejor intención no son bienvenidos a menos de que tu hayas pedido la opinión de la otra persona. No voy a negar que hay veces se piensa que un comentario puede ayudar a alguien más, sobre todo por ejemplo nuestros papás tienden a decirnos cosas pensando en nuestro bien, aun cuando muchas veces nos hagan sentir mal.

El problema con las críticas no es la gente o lo que nos dicen, sino el hecho de que muchas veces esas cosas son tan parecidas o muy cercanas a lo que nuestro crítico interior nos dice continuamente que eso nos debilita y nos mantiene pensando que esas cosas negativas realmente las somos o las tenemos.

Lo mejor que podemos hacer para que estas críticas y comentarios negativos no nos afecten es aprender a responder de manera efectiva, esto no quiere decir que siempre tengas que tener una respuesta verbal, más bien será tu actitud y la forma en la que te comportas hacia la crítica lo que hará que puedas mantener tu armonía y parar la crítica de manera eficas y sana.

Entre menos te afecten las críticas, más paz encontrarás en tu vida

Mantra para manejar las críticas

Mantra para manejar las críticas

Uno de mis libro preferidos en cuanto la autoestima es el de Matthew McKay, se llama Self-Esteem:  A Proven Program of Cognitive Techniques for Assessing, Improving, and Maintaining your Self-Esteem. En este libro este autor nos muestra técnicas muy buenas para mejorar la autoestima, pero además trata temas muy importantes que tienen que ver con nuestros comportamientos diarios y la forma en la que respondemos a los factores externos. Dentro de las respuesta ante las críticas el nos explica que antes que nada cada individuo vive, ve y reacciona ante lo que sucede en base a lo piensa, siente, creencias y necesidades. Es como si tuvieran una película en su mente, y reaccionan ante eso. Así que cuando una persona te crítica no sabe realmente lo que tú estás pensando, viviendo, sientiendo. Más bien, esa persona se encuentra en sintonía con lo que ella piensa, vive, siente.

Las personas que te critican, no te critican a ti, más bien critican lo que sucede en su pantalla. A lo mejor ellos piensan que realmente te están ayudando o que te pueden criticar porque ellos pueden verte de mejor forma, pero no es verdad, ellos no pueden ver lo que sucede en tu mente, lo que piensas o lo que has vivido, tu estado emocional o psicológico. Y de la misma forma tu tampoco puedes verlos a ellos, solo percibes lo que se encuentra en tu pantalla, la frecuencia en la que estás sintonizado.

De ahora en adelante, cuando alguien te haga un comentario negativo o una crítica “constructiva”, lo primero en lo que debes de pensar es:

¿Qué es lo que está pasando por la pantalla de esta persona?

Recuerda que las personas solo pueden criticar lo que sucede en sus pantallas, y sus pantallas no son siempre confiables pues pueden ser influenciadas por lo que ese individuo está pasando en su vida, está sintiendo, etcétera. El tomarte las cosas tan a pecho cuando recibes una crítica o un mal comentario y sentirte mal no es la forma correcta de manejar estas situaciones. El Dr. McKay hace una comparación muy buena y un poco chistosa que te ayudará a actuar de forma más simple ante estas situaciones. Cuando alguien te haga una crítica al principio será como cuando a un niño pequeño lo asustan, y le dicen “Bu”, al principio a lo mejor te sorprende, pero después te reíras y dirás “Esto no es real”. Y entonces te permitirás preguntarte “mmm. me pregunto que es lo que estará pasando en su pantalla mental”.

Formas poco efectivas para manejar las críticas

Maneras poco efectivas de responder a las críticas

Responder de forma agresiva

Creo que a veces se piensa que el responder de forma agresiva ante una crítica es la mejor forma de responder, pues se piensa que te estás defendiendo pero lo cierto es que es una de las peores formas de responder. Digamos que puede tener un beneficio a corto plazo porque la persona que te critica se calla inmediatamente y te deja de molestar, pero sólo es momentáneo. Si es una persona con la que tiendas a lidiar continuamente o alguien cercano lo cierto es que esta situación tienda a escalar o a generar rencores y malos sentimientos que poco a poco te llevarán a tener una mala relación. Además, esta forma de responder te deja un sentir de malestar, de enojo y te mantiene pensando que alguien te quiere lastimar, por lo que te mantiene teniendo esa misma emoción.

Ser demasiado pasivo

El ser pasivo antes las críticas puede traducirse en disculparse, aceptar la crítica y hasta reconocerla (aunque no estés de acuerdo), y rendirte ante la primera crítica o palabra negativa que te digan. El mantenerte callado también es una forma pasiva de responder, y esto hace que la persona que te crítica te continue criticando. Creo yo que ellos piensan que están bien y que tienen el derecho de criticarte y al permitirles que lo hagan les da más poder.

A veces la gente que te molesta o te critica lo deja de hacer porque no encuentra ninguna resistencia, pero eso sólo es temporal, pues eventualmente encontrarás otras personas que lo hagan y continuarás con este ciclo de que alguien te critique y tu no puedas responder. De la misma forma, continuas pensando que no tienes forma de responder y no te obligas a pensar en una respuesta o pensar en que eso que te dicen no es correcto y no es real para ti.

Lo peor de todo esto es que otorgas todo tu poder y te rindes ante cualquier comentario negativo y esto afecta enormemente tu autoestima.

Estilo pasivo-agresivo

De acuerdo al Dr. McKay esta forma de respuesta reúne todas las peores formas de responder ante una crítica, pues de alguna forma junta la forma agresiva y la pasiva. Por ejemplo, de entrada de quedas callado o te disculpas o accedes a hacer un cambio (que realmente no quieres), pero después de esto te desquitas de alguna forma agresiva (aunque no frontal). Como haciendo comentarios, olvidando algo a propósito, o haciendo algo que lo moleste o que “le haga pensar o reflexionar” que lo que hizo está mal, aún cuando tu actitud o lo que haces no tenga nada que ver con la crítica inicial.

La forma pasiva-agresiva te atenta a tu autoestima el doble pues inicialmente accedes a algo que no quieres, y en segundo lugar cuando “tienes” que hacer algo para desquitarte, pues esto aunque no te des cuenta o no lo aceptes abiertamente te hace sentir mal o te hace sentir mala persona. Y además, esta respuesta sin lugar a dudas afectará tus relaciones personales pues la otra persona no te tendrá confianza y empezará a sentir resentimiento hacia ti por lo que haces y la forma en que la respondes.

La mejor Forma de responder a las críticas

3 formas de responder de manera efectiva ante las críticas y comentarios negativos

Ahora sí, vamos a hablar de qué forma podemos responder de manera efectiva ante las críticas, pararlas y continuar con nuestro día sin que este suceso nos afecte emocional o mentalmente.

La mejor forma de responder es hacerlo asertivamente, esto quiere decir que no respondemos al ataque, no nos ponemos en una posición agresiva, nos rendimos o tendemos a pedir disculpas ante algo que ni siquiera pensamos que deberíamos de pedir disculpas. Estas formas de responder desarman a tu crítico, eres capaz de aclarar cualquier malentendido en caso de que surga alguno, te permite aceptar lo que consideras es correcto, ignorar lo que no es real, y ponerle un fin a un ataque o un comentario que no es bienvenido y además de todo te ayudará a mantener tu autoestima en un nivel aceptable.

Las tres técnicas para responder de manera asertiva de acuerdo al Dr. McKay son:

Admisión

Este punto es cuando aceptas que la crítica es real, y el propósito es parar inmediatamente la crítca. Cunado lo haces, simplemente es como si le dijeras a la persona “Si, yo tengo la misma imagen en mi pantalla”.

Para hacerlo sólo sigue los siguientes pasos:

  1. Di, “Tienes razón”
  2. Parafrasea lo que la persona te dijo que es asertado o es correcto.
  3. Da las gracias, en caso de ser apropiado para la situación
  4. Explica si lo consideras necesario, pero date cuenta que el explicar no es pedir perdón.

Siempre recuerda que cualquier tipo de crítica no es bienvenida ni tampoco fue pedida, por lo que la persona no se merece ni una disculpa ni una explicación. En este caso, únicamente estás accediendo a la parte que es real y das una explicación en caso de hubiera habido un malentendido, no es una forma para disculparte por ser tú o hacer algo que tu consideras correcto. Sólo estás aclarando los puntos necesarios para mantener una comunicación clara y precisa.

En su libro, el Matthew McKay nos da unos ejemplo, como:

Crítica: Me gustaría que fueras más cuidadoso con tus cosas. Encontré tu martillo tirado en el pasto.

Respuesta: Tienes razón. Debí de haberlo guardado cuando terminé de utilizarlo. Gracias por encontrarlo.

No es necesario una explicación o una disculpa, y de acuerdo al McKay es una de las mejores estrategias para responder antes las críticas, pues es rápida y efectiva para pararlas. Te darás cuenta que después de tu respuesta clara y concisa tu crítico no tiene más que decir. Me encanta que él utiliza una analogía para este tipo de respuesta, y dice que es como en judo en donde utilizas la fuerza de tu oponente simplemente para ponerle un alto, y eso lo haces al reconocer lo que es cierto.

Es necesario que seas cuidadoso, pues puedes caer en el punto en donde accedes y aceptas cosas que no son ciertas o que sabes que no son reales o aplican a tu situación, sobre todo si tienes una autoestima en la que estás trabajando actualmente.

Anublar o “Clouding” en inglés

El anublar involucra un acuerdo simbólico con el crítico y es utilizado cuando la crítica no es constructiva ni es precisa. Lo que haces es acceder a ciertas partes de lo que el te dice, pero sabiendo internamente que gran parte de lo que te dijo no es verdad.

La mejor forma de explicar esto es con el ejemplo que Matthew McKay nos da en su libro:

Crítica: No te puedo tener confianza. Se te olvido pasar por los niños, y además siempre se te olvida pagar las cuentas y no puedo contar contigo cuando te necesito.

Respuesta: Ciertamente es correcto que olvide recoger a los niños la semana pasado después de su sesión de natación.

Puedes ver que no estás accediendo a todo lo que se dice, sobre todo hay que tener cuidado cuando se tulizan palbaras como siempre o el hecho de que se infiere que no eres una persona de confianza. Y eso es algo que no puedes aceptar.

En esencia parece que aceptas todo, aunque realmente no lo estás haciendo. Otro tipo de respuesta es cuando respondes, “sí podrías ser cierto” (y dentro de ti sabes que la crítica no aplica en la situación o a ti en particular, entonces sabes que podría ser cierto en otro momento, con otra persona o en otra situación).

Lo único que tienes que tener cuidado aquí es de no utilizar esta técnica antes de que comprendas el verdadero mensaje de lo que te quieren decir. Y esto puede estar conectado con el siguiente punto.

Exploración

Muchas veces las críticas o los comentarios negativos son muy generales o muy vagos, a veces solo se busca desahogar una emoción, por lo que está técnica te ayudará a llevar a la persona a algo mucho más específico y alejarlo de las emociones fuertes negativas.

A veces estamos a la defensiva y escuchamos cosas que no tienen el objetivo que creemos o no entendemos exactamente el mensaje, por lo que se aconseja que antes de que respondas te asegures bien de comprender bien lo que se te quiere decir. Y lo puedes hacer mediante preguntas, como, “¿qué quieres decir? o ¿me puedes dar un ejemplo de lo que estás diciendo?”

Al utilizar la exploración, lo que realmente estás diciendo es, “lo que tienes en tu pantalla no es muy claro para mi, podrás ajustar tu imagen”. Al hacerlo, puedes utilizar palabras como “dame un ejemplo” o “específicamente” o “exactamante”. Por ejemplo, “me podrías decir exactamente còmo es que te ofendí?” o “¿qué es lo que específicamente te molesta de esta situación?”.

Lo que hace esta técnica es que ayuda también a alejar a la persona que te está criticando de argumentar o de utilizar palabras altisonantes, más bien los diriges a algo en específico para entender su visión del asunto.

¿Te gustaron las técnicas que viste aquí? ¿Cuál utilizarías?

Fuente:

Self-esteem: A Proven Program of Cognitive Techniques for Assessing, Improving, and Maintaining your Self-Esteem. Matthew McKay.

Pin It on Pinterest

Share This